Lisocabtagene Maraleucel (Breyanzi®)

Autor: OncoLink Team
Fecha de la última revisión: 12 de febrero de 2021

Clasificación: Inmunoterapia CAR-T

Acerca de: Lisocabtagene Maraleucel (Breyanzi®)

Este medicamento es un tratamiento contra el cáncer de inmunoterapia de células T autólogas (autodirigidas) modificadas genéticamente y dirigidas a CD19. Las células T, que forman parte de su sistema inmunológico, se eliminan de su cuerpo a través de una vía intravenosa mediante un proceso llamado leucocitaféresis. En un laboratorio, agregan un receptor de antígeno quimérico (CAR) a sus células T. Estas células T se infunden nuevamente en su cuerpo. CAR da a las células T la capacidad de identificar, atacar y destruir células cancerosas.

Cómo tomar Lisocabtagene Maraleucel (Breyanzi®)

Lisocabtagene maraleucel se administra a través de una infusión intravenosa (IV). Su dosis será personalizada para usted. Es posible que le administren quimioterapia en los días previos a la infusión para preparar su cuerpo para el tratamiento con lisocabtagene maraleucel. Antes de la infusión de lisocabtagene maraleucel, se le administrarán medicamentos previos, como acetaminofén (Tylenol) y un antihistamínico H1, como difenhidramina (Benadryl). Deberá ser monitoreado de cerca después de recibir este medicamento y es posible que deba permanecer a cierta distancia del centro de tratamiento que infundió este medicamento durante varias semanas después de que se haya administrado la dosis.

Los virus en su cuerpo pueden reactivarse después del tratamiento con este medicamento. Es estándar hacerse la prueba de hepatitis b, hepatitis c y VIH antes de recibir lisocabtagene maraleucel. Debe preguntarle a su proveedor de cuidado médica antes de recibir cualquier vacuna.

Lisocabtagene maraleucel está disponible solo a través de un programa restringido bajo una Estrategia de Evaluación y Mitigación de Riesgos (REMS) llamado BREYANZI REMS. Esto asegura que el centro donde está recibiendo este medicamento esté calificado para administrar el medicamento y tenga los medicamentos de apoyo necesarios disponibles para tratar los efectos secundarios, en caso de que los necesite.

No debe conducir ni operar maquinaria pesada durante al menos 8 semanas después de la administración del medicamento. Este medicamento puede causar efectos secundarios que pueden afectar su capacidad para realizar estas tareas.

No debe donar sangre, tejidos, células u órganos después de recibir este medicamento.

Posibles efectos secundarios

Puede hacer diversas cosas para controlar los efectos secundarios del lisocabtagene maraleucel. Hable con su equipo de cuidado sobre estas recomendaciones. Ellos pueden ayudarlo a decidir qué funcionará mejor para usted. Estos son algunos de los efectos secundarios más comunes o importantes:

Síndrome de liberación de citocinas

Después de recibir lisocabtagene maraleucel, una gran cantidad de glóbulos blancos se activan y liberan citocinas inflamatorias que pueden conducir al síndrome de liberación de citocinas; a veces, los casos graves se denominan tormentas de citocinas. Los signos incluyen fiebre alta, presión arterial más baja de lo normal, dificultad para respirar, náuseas y vómitos intensos, diarrea intensa, escalofríos / temblores, dolores musculares y articulares intensos y sangrado. Este efecto secundario grave puede ocurrir hasta 4 semanas después de la infusión. Debe llamar a su proveedor de inmediato si tiene algún signo o síntoma del síndrome de liberación de citocinas para que se le pueda administrar el tratamiento adecuado.

Toxicidades neurológicas

Este medicamento puede causar problemas neurológicos graves (cerebro y sistema nervioso central). Estos efectos secundarios generalmente se observan dentro de las primeras 8 semanas después de la infusión e incluyen dolor de cabeza, convulsiones, cambios de personalidad, ansiedad, desorientación, confusión, agitación, dificultad para pronunciar palabras, mareos y temblores. Notifique a su proveedor de cuidado médica de inmediato si experimenta alguno de estos cambios.

Infección y recuento bajo de glóbulos blancos (leucopenia o neutropenia)

Este medicamento puede causar infecciones potencialmente mortales, con o sin disminución de los recuentos de glóbulos blancos.

Los glóbulos blancos (GB) son importantes para combatir las infecciones. Mientras esté recibiendo tratamiento, el recuento de glóbulos blancos puede disminuir, lo que aumenta el riesgo de contraer una infección. Debe informar de inmediato al médico o enfermero/a si tiene fiebre (temperatura mayor de 38°C/100.4°F), dolor de garganta o resfriado, falta de aliento, tos, ardor al orinar o un dolor persistente.

Consejos para prevenir infecciones:

  • Lavarse las manos, tanto usted como quienes lo visitan, es la mejor manera de prevenir la propagación de una infección.
  • Evite las multitudes y las personas enfermas (es decir, que tengan un resfriado, fiebre o tos, o que vivan con alguien con estos síntomas).
  • Cuando trabaje en su jardín, use ropa de protección, por ejemplo, pantalones largos y guantes.
  • No manipule desechos de mascotas.
  • Mantenga limpios los cortes o rasguños.
  • Dúchese o báñese diariamente y mantenga un cuidado bucal frecuente.
  • No corte cutículas ni uñas encarnadas. Puede usar esmalte de uñas, pero no uñas postizas.
  • Pregunte al equipo de atención oncológica antes de programar citas o procedimientos dentales.
  • Pregúntele al equipo de atención oncológica antes de vacunarse o de que se vacune alguien con quien vive.

Fatiga

La fatiga es muy frecuente durante el tratamiento del cáncer y es una sensación abrumadora de agotamiento que generalmente no se alivia con el reposo. Mientras esté en tratamiento contra el cáncer, y durante un tiempo después, es posible que necesite ajustar sus horarios para controlar la fatiga. Planee momentos para descansar durante el día y conserve energía para actividades más importantes. El ejercicio puede ayudar a combatir la fatiga; una simple caminata diaria con un amigo puede ayudar. Hable con el equipo de atención médica para obtener consejos útiles sobre cómo manejar este efecto secundario.

Bajo recuento de plaquetas (trombocitopenia)

Las plaquetas ayudan a la coagulación de la sangre, por lo que cuando el recuento es bajo, corre mayor riesgo de sangrado. Informe al equipo de atención oncológica si tiene algún exceso de hematomas o sangrado, por ejemplo, hemorragias nasales, encías sangrantes, o sangre en la orina o las heces. Si el recuento de plaquetas es demasiado bajo, puede recibir una transfusión de plaquetas.

  • No use rasuradora manual (la máquina eléctrica de rasurar es aceptable).
  • Evite los deportes de contacto y las actividades que puedan causarle lesiones o sangrado.
  • No tome aspirina (ácido salicílico), medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINE) como Motrin/Advil (ibuprofeno), Aleve (naproxeno), Celebrex (celecoxib), etc., ya que todos ellos pueden aumentar el riesgo de sangrado. Consulte al equipo de atención médica con respecto al uso de estos agentes y de todos los medicamentos/suplementos de venta libre durante la terapia.
  • No use hilo dental ni mondadientes, y use un cepillo de dientes de cerdas suaves para cepillarse los dientes.

Dolor / dolores musculares o articulares, dolor de cabeza, dolor abdominal (vientre)

Su proveedor de cuidado médica puede recomendarle medicamentos y otras estrategias para ayudar a aliviar el dolor.

Problemas cardíacos (presión arterial baja / frecuencia cardíaca rápida)

Este medicamento puede causar una presión arterial más baja de lo normal. Su presión arterial se controlará con frecuencia. Notifique a su proveedor de cuidado médica si se siente aturdido, mareado o si su piel se vuelve húmeda. La presión arterial baja puede provocar desmayos, así que tenga cuidado en sus actividades diarias, como ducharse, conducir o manejar cualquier tipo de maquinaria. Este medicamento también puede causar latidos cardíacos más rápidos de lo normal, también llamada taquicardia. Si siente que su corazón se acelera o experimenta palpitaciones, comuníquese con su proveedor de atención médica.

Náuseas y / o vómitos

Hable con su equipo de atención oncológica para que puedan recetarle medicamentos que lo ayuden a controlar las náuseas y los vómitos. Además, los cambios en la dieta pueden ayudar. Evite las cosas que puedan empeorar los síntomas, como alimentos pesados o grasosos / grasos, picantes o ácidos (limones, tomates, naranjas). Pruebe galletas saladas o ginger ale para aliviar los síntomas de la lección.

Llame a su equipo de atención de oncología si no puede retener líquidos durante más de 12 horas o si se siente aturdido o mareado en cualquier momento.

Hipogammaglobulinemia

Este medicamento puede causar niveles bajos de inmunoglobulina. Se supervisarán sus niveles, y se administrará inmunoglobulina según sea necesario. Mientras sus niveles sean bajos, tendrá un riesgo mayor de contraer una infección. Asegúrese de seguir las recomendaciones anteriores para disminuir la posibilidad de contraer una infección. No debe recibir ninguna vacuna sin consultar primero con su equipo de oncología.

Disminución del apetito o cambios en el gusto

La nutrición es una parte importante de su cuidado. El tratamiento del cáncer puede afectar su apetito y, en algunos casos, los efectos secundarios del tratamiento pueden dificultar la alimentación. Pregúntele a su equipo de atención oncológica sobre los servicios de asesoramiento nutricional en su centro de tratamiento para ayudarlo con la elección de alimentos.

  • Trate de comer cinco o seis comidas pequeñas o bocadillos a lo largo del día, en lugar de tres comidas más grandes.
  • Si no está comiendo lo suficiente, los suplementos nutricionales pueden ayudar.
  • Puede experimentar un sabor metálico o descubrir que la comida no tiene ningún sabor. Es posible que no le gusten los alimentos o bebidas que le gustaban antes de recibir el tratamiento contra el cáncer. Estos síntomas pueden durar varios meses o más una vez finalizado el tratamiento.
  • Evite cualquier alimento que crea que huele o sabe mal. Si la carne roja es un problema, coma pollo, pavo, huevos, productos lácteos y pescado sin olor fuerte. A veces, los alimentos fríos tienen menos olor.
  • Agregue un sabor extra a la carne o el pescado marinándolo en jugos dulces, salsa agridulce o aderezos. Use condimentos como albahaca, orégano o romero para agregar sabor. El tocino, el jamón y la cebolla pueden agregar sabor a las verduras.

Diarrea

Su equipo de atención oncológica puede recomendar medicamentos para aliviar la diarrea. Además, trate de comer alimentos blandos bajos en fibra, como arroz blanco y pollo hervido o al horno. Evite las frutas, verduras, panes integrales, cereales y semillas crudos. La fibra soluble se encuentra en algunos alimentos y absorbe líquidos, lo que puede ayudar a aliviar la diarrea. Los alimentos ricos en fibra soluble incluyen: puré de manzana, plátanos (maduros), frutas enlatadas, rodajas de naranja, papas hervidas, arroz blanco, productos elaborados con harina blanca, avena, crema de arroz, crema de trigo y farina. Beba de 8 a 10 vasos de líquido sin alcohol ni cafeína al día para prevenir la deshidratación.

Estreñimiento

Hay varias cosas que puede hacer para prevenir o aliviar el estreñimiento. Incluya fibra en su dieta (frutas y verduras), beba de 8 a 10 vasos de líquidos sin alcohol al día y manténgase activo. Un ablandador de heces una o dos veces al día puede prevenir el estreñimiento. Si no tiene evacuaciones intestinales durante 2-3 días, debe comunicarse con su equipo de atención médica para obtener sugerencias para aliviar el estreñimiento.

Recuento bajo de glóbulos rojos (anemia)

Sus glóbulos rojos son responsables de transportar oxígeno a los tejidos de su cuerpo. Cuando el recuento de glóbulos rojos es bajo, es posible que se sienta cansado o débil. Debe informar a su equipo de atención oncológica si experimenta falta de aire, dificultad para respirar o dolor en el pecho. Si el recuento es demasiado bajo, es posible que reciba una transfusión de sangre.

Edema periférico

El edema periférico es la hinchazón de las extremidades causada por la retención de líquido. Puede causar hinchazón de manos, brazos, piernas, tobillos y pies. La hinchazón puede volverse incómoda. Notifique a su equipo de atención oncológica si experimenta una inflamación nueva o que empeora.

Los efectos secundarios menos frecuentes pero importantes pueden incluir:

  • Reacciones alérgicasEn algunos casos, los pacientes pueden tener una reacción alérgica a este medicamento. Los signos de una reacción pueden incluir: falta de aliento o dificultad para respirar, dolor en el pecho, sarpullido, sofocos o picazón, o una disminución en la presión arterial. Si nota algún cambio en cómo se siente durante la infusión, avísele al enfermero/a inmediatamente.
  • Cáncer Secundario: Un cáncer secundario es uno que se desarrolla como resultado del tratamiento del cáncer para otro cáncer. Esto es bastante raro, pero debe tener en cuenta el riesgo. En la mayoría de los casos, un cáncer secundario relacionado con la quimioterapia es un cáncer de la sangre (leucemia, linfoma). Esto puede ocurrir años después del tratamiento. Esto se asocia más a menudo con tratamientos repetidos o altas dosis. Su proveedor supervisará sus laboratorios de cerca. Considere someterse a un hemograma completo con un chequeo anual de su médico si ha recibido terapias de alto riesgo.

Problemas en la reproducción

La exposición del feto a este medicamento podría causar anomalías congénitas, por lo que no debe quedar embarazada ni engendrar un hijo mientras reciba este medicamento. Es necesario utilizar un método anticonceptivo eficaz durante el tratamiento. Incluso si su ciclo menstrual se interrumpe o si cree que no está produciendo espermatozoides, aún podría ser fértil y concebir. Debe consultar al equipo de atención médica antes de amamantar mientras tome este medicamento.

A
B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
O
P
Q
R
S
T
U
V
X
Y
Z
#
A
B
C
E
F
G
H
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V