Procedimientos quirúrgicos: cirugía y estadificación del cáncer de laringe

Autor: OncoLink Team
Fecha de la última revisión: October 10, 2022

¿Qué es la laringe?

La laringe se encuentra en la garganta, entre la parte posterior de la lengua y la tráquea. Tiene tres partes:

  • Supraglotis.
  • Glotis.
  • Subglotis.

La laringe sostiene las cuerdas vocales.

¿Qué es el cáncer de laringe?

Muy a menudo, el cáncer de laringe comienza en la glotis. La forma más común de cáncer de laringe es el de células escamosas.
Otros tipos son:

  • Carcinoma in situ.
  • Cánceres de células escamosas verrugosas, fusiformes y basaloides.
  • Carcinoma indiferenciado.
  • Adenocarcinoma.
  • Sarcomas.
  • Otros cánceres como cánceres adenoides quísticos y neuroendocrinos.

¿Qué es la estadificación y cómo se realiza?

La clasificación en estadios es una manera de averiguar qué tan lejos se ha diseminado el cáncer en su cuerpo. Su proveedor le hará algunas pruebas para determinar el estadio de su cáncer. Para los cánceres laríngeos, estas pruebas pueden incluir:

Examen físico: Este es un examen general para examinar su cuerpo y hablar sobre problemas de salud anteriores.

Imágenes: Las pruebas de radiología pueden mirar dentro de su cuerpo para observar el cáncer y determinar si se ha propagado. Estos exámenes pueden incluir los siguientes:

Procedimientos: Estos pueden incluir:

  • Laringoscopia: Utiliza un tubo delgado e iluminado con una cámara para observar la laringe y detectar cualquier anomalía. Se puede realizar una biopsia si es necesario.
  • Endoscopia: Se utiliza un endoscopio, o un tubo con luz, para buscar cualquier área anormal. Si es necesario, el endoscopio puede obtener tejido para una biopsia.

El cáncer de laringe puede propagarse a otras partes del cuerpo a través de los tejidos, y los sistemas linfático y sanguíneo. El estadio del cáncer describe qué tan extenso es el cáncer, qué tan lejos se ha diseminado y ayuda a indicar qué tratamiento se debe usar. El cáncer de laringe se describe como un estadio 0 (carcinoma localizado) hasta el estadio IV.

Procedimientos quirúrgicos usados para el cáncer de laringe

El cáncer de laringe se puede tratar con cirugía en algunos casos. El procedimiento quirúrgico recomendado dependerá de varios factores, incluyendo el tamaño y la ubicación del cáncer. Su cirujano discutirá con usted el procedimiento recomendado, basado en su situación.

Los procedimientos quirúrgicos comunes para tratar los cánceres de laringe incluyen:

  • Extirpación parcial de las cuerdas vocales: Se extraen las capas superficiales (más externas) de las cuerdas vocales.
  • Cirugía láser: Extracción de las cuerdas vocales.
  • Laringectomía parcial: Remoción de sólo las partes enfermas de la laringe para que quede la mayor cantidad posible de cuerdas vocales.
  • Laringectomía total: Se extirpan toda la laringe y las cuerdas vocales. Se necesitará una traqueostomía (orificio para respirar ubicado en el cuello).
  • Laringectomía supraglótica: Extirpación de la supraglotis.
  • Hemilaringectomia: Remoción de la mitad de la laringe, lo que preserva la voz.
  • Tiroidectomía: Extirpación parcial o total de la glándula tiroides.
  • Disección del cuello: Extirpación de los ganglios linfáticos y de parte de los músculos del cuello.
  • Traqueotomía: Se hace un orificio en el cuello para respirar.
  • Colocación de una sonda de gastrostomía (sonda G): Colocación de un tubo en el estómago para la nutrición.

La cirugía reconstructiva (el uso de implantes, injertos de piel y otros procedimientos) puede ser necesaria en casos de procedimientos quirúrgicos extensos.

¿Cuáles son los riesgos de someterse a una cirugía de cáncer de laringe?

Como con cualquier cirugía, existen riesgos y posibles efectos secundarios. Estos pueden ser:

  • Reacción a la anestesia (La anestesia es la medicación que se le da para ayudarle a dormir durante la cirugía, no recordarla y controlar el dolor. Las reacciones pueden incluir respiración sibilante, sarpullido, hinchazón y presión arterial baja.)
  • Neumonía.
  • Coágulos de sangre.
  • Infección.
  • Pérdida del habla y/o de la deglución normal.
  • Estenosis de garganta o laringe (estrechamiento).
  • Dificultades para respirar y/o tragar.
  • Desarrollo de la fístula (apertura/conexiones anormales del tejido).
  • Ruptura de la arteria carótida.
  • Daño a la tiroides y/o paratiroides. Si la tiroides está dañada, puede ocurrir hipotiroidismo. Los niveles bajos de calcio pueden ocurrir con la glándula paratiroidea dañada.
  • Cambios en la apariencia y/o la sexualidad.

¿Cómo es la recuperación?

La recuperación de la cirugía de cáncer de laringe dependerá de la extensión del procedimiento que se haya realizado. Dependiendo del procedimiento que le hayan realizado, se puede requerir hospitalización.

Se le indicará cómo cuidar las incisiones quirúrgicas, la traqueostomía, los drenajes que pueda tener y la sonda de alimentación (si es necesario). Se le darán otras instrucciones antes de salir del hospital.

Su equipo médico discutirá con usted los medicamentos que tomará, tales como aquellos para el dolor, coágulos de sangre, infecciones y prevención del estreñimiento y/u otras afecciones.

Su proveedor de atención médica hablará sobre sus restricciones particulares de actividad. Es posible que le pidan que vea a un terapeuta del habla y posiblemente un dietista.

¿Cómo puedo cuidarme?

Es posible que necesite que un familiar o amigo lo ayude con sus tareas diarias hasta que se sienta mejor. Puede tomar algún tiempo antes de que su equipo le diga que está bien volver a su actividad normal.

Asegúrese de tomar los medicamentos recetados según las indicaciones para prevenir el dolor, la infección y/o el estreñimiento. Llame a su equipo por cualquier síntoma nuevo o que empeore.

Hay maneras de controlar el estreñimiento después de la cirugía. Usted puede cambiar su dieta, beber más líquidos y tomar medicamentos de venta libre. Antes de tomar laxantes, consulte con su equipo de atención médica.

Respirar profundamente y descansar pueden ayudar a controlar el dolor, mantener los pulmones sanos después de la anestesia y promover un buen drenaje del líquido linfático. Trate de hacer ejercicios de respiración profunda y relajación varias veces al día durante la primera semana, o cuando note que está más tenso.

  • Ejemplo de un ejercicio de relajación: Siéntese, cierre los ojos y respire profundamente de 5 a 10 veces. Relaje los músculos. Lentamente gire la cabeza y los hombros.

Este artículo contiene información general. Asegúrese de hablar con su equipo de atención médica sobre su plan específico y su recuperación.

Referencias

American Cancer Society. (2021). Surgery for laryngeal cancer. Retrieved from https://www.cancer.org/cancer/laryngeal-and-hypopharyngeal-cancer/treating/surgery.html

National Institutes of Health: National Cancer Institute. (2022). Treatment Option Overview for Laryngeal Cancer. Retrieved from https://www.cancer.gov/types/head-and-neck/hp/adult/laryngeal-treatment-pdq#_518_toc

Blogs

July 14, 2023

Feeding the Gut

by OncoLink Team