Abiraterone Acetate (Zytiga®)

Autor: OncoLink Team
Última Vez Revisión: 16 de agosto de 2017

Pronunciado: A-bir-A-ter-one AS-e-tate

Clasificación: Antiandrogénico

Acerca de: Abiraterone Acetate (Zytiga®)

La mayoría de los tipos de cáncer de próstata necesitan la hormona masculina testosterona para crecer. La testosterona es un andrógeno (tipo de hormona) producido por los testículos y las glándulas suprarrenales. Las terapias antiandrogénicas actúan al bloquear una enzima necesaria para la producción de testosterona. Sin testosterona, las células cancerosas pueden crecer más lentamente o dejar de crecer por completo.

Cómo tomar el acetato de abiraterona

El acetato de abiraterona se administra en múltiples comprimidos que se deben tomar una vez al día, con el estómago vacío. No se debe comer ningún alimento 2 horas antes y una hora después de tomar el medicamento. Trague los comprimidos enteros con agua; no los mastique, abra, ni triture. Si tiene problemas para tragar los comprimidos, comuníquese con su farmacéutico o médico. Si olvida de tomar una dosis, tome la siguiente dosis a la hora habitual programada. No tome una dosis extra para compensar la dosis omitida. Si olvida más de una dosis diaria, debe comunicarse con el equipo de atención.

Es importante asegurarse de que está tomando la cantidad correcta de medicamento cada vez. Antes de cada dosis, compruebe que lo que está tomando coincida con lo que le han prescrito. Este medicamento también se toma con prednisona (un esteroide), asegúrese de tomarlo tal como se lo prescribieron.

Los niveles de este medicamento en sangre pueden verse afectados por ciertos alimentos y medicamentos, por lo que deben evitarse. Estos incluyen (entre otros): rifampicina, fenitoína, carbamazepina, rifabutina, rifapentina y fenobarbitol. Asegúrese de informar al médico sobre todos los medicamentos y suplementos que toma.

Almacenamiento y manipulación

Conserve el medicamento en su envase original, etiquetado, a temperatura ambiente y en un lugar seco (a menos que el médico o farmacéutico le indiquen lo contrario). Este medicamento no debe guardarse en un pastillero. Mantenga los envases fuera del alcance de los niños y las mascotas.

Si un cuidador prepara la dosis por usted, este debe considerar usar guantes o verter las pastillas directamente del envase a la tapa, una taza pequeña o directamente en su mano (del paciente). El cuidador debe evitar tocar las pastillas. Siempre debe lavarse las manos antes y después de darle el medicamento. Las mujeres embarazadas o en período de lactancia no deben prepararle la dosis. Pregúntele al equipo de oncología dónde debe devolver el medicamento no utilizado para desecharlo. No debe desecharlo por el inodoro ni tirarlo a la basura.

¿Dónde puedo conseguir este medicamento?

El acetato de abiraterona está disponible en farmacias de especialidades específicas. El equipo de oncología trabajará con su plan de medicamentos prescritos para identificar una farmacia de especialidades de la red para la distribución de este medicamento y su envío directamente a su casa.

Información del seguro

Este medicamento puede estar cubierto por su plan de medicamentos con prescripción. Según la cobertura de medicamentos prescritos, las personas que reúnan ciertos requisitos pueden tener asistencia para el paciente. También puede haber disponibles tarjetas de copago, que reducen la responsabilidad de copago para los pacientes asegurados elegibles comercialmente (no patrocinados por el gobierno). El equipo de atención médica puede ayudarlo a encontrar estos recursos, si están disponibles.

Posibles efectos secundarios del acetato de abiraterona

Puede hacer diversas cosas para controlar los efectos secundarios del acetato de abiraterona. Hable con el equipo de atención médica acerca de estas recomendaciones. Ellos pueden ayudarlo a decidir qué es lo que funcionará mejor para usted. Estos son algunos de los efectos secundarios más frecuentes o importantes:

Fatiga

La fatiga es muy frecuente durante el tratamiento del cáncer y es una sensación abrumadora de agotamiento que generalmente no se alivia con el reposo. Mientras esté en tratamiento contra el cáncer, y durante un tiempo después, es posible que necesite ajustar sus horarios para controlar la fatiga. Planee momentos para descansar durante el día y conserve energía para actividades más importantes. El ejercicio puede ayudar a combatir la fatiga; una simple caminata diaria con un amigo puede ayudar. Hable con el equipo de atención médica para obtener consejos útiles sobre cómo manejar este efecto secundario.

Dolores musculares o articulares y dolor de cabeza

El médico le puede recomendar medicamentos y otras estrategias para ayudar a aliviar el dolor.

Edema periférico

Es una hinchazón de las extremidades causada por la retención de líquido. Puede causar hinchazón de las manos, los brazos, las piernas, los tobillos y los pies. La hinchazón puede llegar a ser incómoda. Informe a su equipo de atención oncológica si experimenta un empeoramiento de una hinchazón o se produce una nueva.

Sofocos

Hay algunas cosas que puede hacer para aliviar los sofocos. Se ha demostrado que varios medicamentos alivian los síntomas, incluida la clonidina (un medicamento para la presión arterial), dosis bajas de ciertos antidepresivos (como venlafaxina y fluoxetina) y la gabapentina. Hable con el equipo de atención médica sobre estos medicamentos recetados para determinar si son adecuados para usted.

Las recomendaciones no médicas incluyen:

  • Manténgase bien hidratado con ocho vasos de agua al día.
  • Beba agua helada o aplique una bolsa de hielo al inicio de un sofoco.
  • Use algodón o telas livianas y que permitan una buena ventilación y vístase con varias capas para desabrigarse según sea necesario.
  • Haga ejercicio regularmente.
  • Trate de practicar meditación o ejercicios de relajación para manejar el estrés, que puede ser un desencadenante.
  • Evite los factores desencadenantes como las habitaciones calientes, los alimentos picantes, las bebidas con cafeína y el alcohol.

Nivel alto de azúcar en la sangre

Este medicamento puede causar niveles elevados de azúcar en la sangre en pacientes con y sin diabetes. El equipo de atención oncológica supervisará su nivel de azúcar en la sangre. Si presenta aumento de la sed, la micción o el hambre, vista borrosa, dolores de cabeza u olor a acetona del aliento, notifique al equipo de atención médica. Los diabéticos deben controlar su nivel de azúcar en la sangre de manera minuciosa y notificar las elevaciones al equipo de atención médica.

Cambios en el estado de ánimo

Algunos hombres reportan cambios en el estado de ánimo y depresión mientras reciben la terapia hormonal. Puede ser útil hablar de sus preocupaciones y sentimientos con su pareja o un amigo cercano. Si nota que los sentimientos de tristeza están interfiriendo con la vida, hable con el equipo para encontrar un consejero con experiencia en el trabajo con pacientes con cáncer.

Debilitamiento de los huesos (osteoporosis)

Los hombres que reciben terapia hormonal durante períodos prolongados corren riesgo de fragilidad de los huesos (osteoporosis). Se le puede recomendar que tome suficiente calcio y vitamina D para reducir el riesgo de osteoporosis. Es mejor recibir calcio a través de una dieta equilibrada, que incluya de 4 a 8 porciones de alimentos ricos en calcio al día. Algunos ejemplos de alimentos ricos en calcio son la leche con bajo contenido graso, el yogur, el queso, las verduras de hoja verde, las nueces, las semillas, los frijoles, las legumbres y los alimentos y jugos fortificados con calcio. La vitamina D no está presente en muchos alimentos, por lo que es más difícil obtenerla a través de la dieta. El organismo produce vitamina D cuando el sol toca la piel, pero el hecho de evitar el sol y el uso de bloqueadores solares impide que muchas personas reciban la cantidad necesaria para mantener la salud de los huesos. El equipo de atención puede recomendar suplementos de calcio y vitamina D y le dirá qué cantidad tomar. El ejercicio de levantamiento de pesas y los ejercicios de fuerza también pueden ayudar a proteger la salud de los huesos.

Es posible que le realicen una densitometría ósea (estudio DEXA) para evaluar la salud de los huesos. Si el médico determina que usted tiene riesgo alto de desarrollar osteoporosis, puede recomendar tratamiento adicional con un tipo de medicamento llamado bisfosfonato para ayudar a fortalecer los huesos.

Los efectos secundarios menos frecuentes pero importantes pueden incluir:

  • Anomalías electrolíticas: Este medicamento puede afectar los niveles normales de electrolitos en el cuerpo. Sus niveles se supervisarán con análisis de sangre. Si disminuyen demasiado, el equipo de atención médica puede prescribirle electrolitos específicos para ser administrados por vía intravenosa o por vía oral. No tome ningún suplemento sin antes consultar con el equipo de atención médica.
  • Presión arterial alta: Este medicamento puede causar presión arterial alta (hipertensión) e hinchazón. Los pacientes deben controlar la presión arterial regularmente durante la terapia. La hipertensión debe ser tratada de manera adecuada. Si no es posible controlar la hipertensión, puede que sea necesario suspender el medicamento. Si experimenta dolores de cabeza, mareos, aceleración de los latidos cardíacos, aumento rápido de peso o hinchazón en las piernas o los pies, notifique al equipo de oncología.
  • Toxicidad hepática: Este medicamento puede causar toxicidad hepática, que el médico puede supervisar con análisis de sangre llamados pruebas de función hepática. Notifique al médico si observa un color amarillento en la piel o los ojos, si la orina es oscura o marrón, o si tiene dolor abdominal, ya que estos pueden ser signos de toxicidad hepática.
  • Insuficiencia corticosuprarrenal: Este medicamento a menudo se administra con prednisona. No debe dejar de tomar la prednisona sin consultar al equipo de atención médica. Puede haber casos en los que necesite aumentar la dosis de esteroides. No tome más de lo prescrito sin consultar al equipo de atención médica.

Cambios sexuales

Este medicamento puede afectar el aparato reproductor al provocar una producción irregular o detención permanente de los espermatozoides. Además, puede experimentar disfunción eréctil o una disminución del deseo sexual durante el tratamiento. Hable con su urólogo sobre las opciones para tratar la disfunción eréctil.

Problemas en la reproducción

La exposición del feto a este medicamento podría causar anomalías congénitas, por lo que no debe engendrar un hijo mientras reciba este medicamento. Es necesario un método anticonceptivo eficaz durante el tratamiento y durante una semana después de la última dosis, incluso si cree que no está produciendo espermatozoides. Si está teniendo relaciones sexuales con una mujer en edad fértil, debe usar condón y otro método anticonceptivo al mismo tiempo. Es posible que desee considerar la conservación de espermatozoides si desea tener un hijo en el futuro. Analice estas opciones con el equipo de oncología.

Palabras clave

Haga clic en cualquiera de estos términos para más artículos relacionados

Preguntas frecuentes


A
B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
X
Y
Z
#
 
A
B
C
E
F
G
H
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
 
 
Manténgase informado con las última información de OncoLink!   Suscribirse a los boletines electronico de OncoLink
Ver nuestros archivos de boletines