Cánceres de piel no melanoma: Nociones básicas

Autor: Equipo OncoLink
Última Vez Revisión: 19 de febrero de 2019

El cáncer de piel no melanoma se origina cuando las células de la piel crecen fuera de control. Los dos tipos principales de cáncer de piel no melanoma son las células basales y células escamosas. Los otros tipos son los siguientes:

  • Angiosarcoma.
  • Linfomas cutáneos de células B y T.
  • Dermatofibrosarcoma protuberante.
  • Carcinoma de células de Merkel.
  • Carcinoma de glándula sebácea.
  • Sarcoma de Kaposi.

El resto del artículo se centrará en las células basales y escamosas.

Riesgos

La exposición a la radiación ultravioleta del sol es la principal causa del cáncer de piel melanoma. Otros riesgos incluyen los siguientes:

  • Piel clara.
  • Exposición a sustancias químicas como el radio y el arsénico.
  • Inmunosupresión por medicamentos o Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH).
  • Heridas y quemaduras crónicas.
  • Virus del papiloma Humano (VPH).
  • Síndromes genéticos.
  • Tener muchos lunares.
  • Edad avanzada.
  • Antecedentes de cáncer de piel no melanoma (ya sea usted o un miembro de su familia).

Detección

La mejor manera de detectar el cáncer de piel es con una revisión completa de la piel. Durante los exámenes físicos de rutina, su piel puede ser examinada. También es importante que se revise su propia piel. Si usted se revisa a sí mismo(a), podrá advertir cualquier cambio de manera temprana.

Los lunares con las características 'ABCDE' son motivo de preocupación.

  • Asimetría: un lado del lunar no es igual al otro.
  • Bordes irregulares: los límites (bordes del lunar) deben estar bien definidos. Los bordes borrosos o desiguales no son normales.
  • Color: si el lunar tiene muchos colores o si el color ha cambiado.
  • Diámetro: cualquier lunar cuyo diámetro sea mayor que el de una goma de borrar.
  • Evolución: cualquier cambio en el tiempo en el aspecto, color, forma o altura, con el tiempo, requiere una evaluación.

Signos de cáncer de piel no melanoma

Cualquier cambio de lunar o piel con los rasgos 'ABCDE' puede ser un signo de cáncer de piel no melanoma. Los carcinomas de células basales a menudo se parecen a un parche perlado o costroso que no cicatriza. En general, no duelen y crecen lentamente. Los carcinomas de células escamosas son pequeños, indoloros, elevados y con costra. Ambos tipos de lesiones pueden sangrar y se encuentran a menudo en áreas del cuerpo expuestas al sol.

Diagnóstico de cáncer de piel no melanoma

Cuando su proveedor de atención médica sospeche que usted tiene melanoma, se le realizará una biopsia. Un dermatopatólogo completará un informe patológico y se lo enviará a su proveedor. Un informe de patología describe todos los aspectos del cáncer de piel.

Estadificación

También se utiliza el sistema TNM para describir a células escamosas los cánceres no melanoma. Incluye lo siguiente:

  • El tamaño y la ubicación del tumor.
  • La presencia de células tumorales en los ganglios linfáticos.
  • Presencia de células tumorales en otras partes del cuerpo.

Los estadios van de I (enfermedad limitada) a IV (enfermedad más avanzada).

Tratamiento

Hay una serie de tratamientos utilizados y lo que se lleva a cabo depende de dónde está el cáncer, la edad del paciente, la extensión de la enfermedad y si la mancha ha sido tratada antes. Los tratamientos lo son los siguientes:

  • Crioterapia: congelación de la lesión con nitrógeno líquido.
  • La cirugía por escisión es la extirpación quirúrgica de la lesión.
  • Curetaje y Electrodesecación: el raspado de la lesión y, luego, el uso de una corriente eléctrica para detener el sangrado.
  • Cirugía de Moh: la remoción de una lesión y, mientras tanto, se intenta disminuir la pérdida de piel.
  • Radioterapia: uso de rayos X de alto poder para matar a las células cancerosas.
  • Tratamientos tópicos: quimioterapias y medicamentos que se aplican sobre la piel.
  • Terapia fotodinámica: uso de un agente tópico que se pone en la lesión, seguido de la exposición a una longitud de onda de luz que mata las células cancerosas.
  • Quimioterapia: se puede usar si el cáncer regresa o se disemina a otros órganos.

Este artículo es una guía básica sobre el cáncer de piel no melanoma. Puede obtener más información sobre el cáncer de piel y su tratamiento en los vínculos a continuación.

Cánceres de piel no melanoma: los fundamentos

Palabras clave

Haga clic en cualquiera de estos términos para más artículos relacionados

Preguntas frecuentes


A
B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
X
Y
Z
#
 
A
B
C
E
F
G
H
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
 
 
Manténgase informado con las última información de OncoLink!   Suscribirse a los boletines electronico de OncoLink
Ver nuestros archivos de boletines