Lidiar con una recaída o segundo cáncer

Autor: Christina Bach, MBE, LCSW, OSW-C
Fecha de la última revisión:

Cuando el temor a que el cáncer regrese se hace realidad, pueden surgir muchas preguntas y emociones. Esto puede ocurrir como una recaída del primer cáncer o aparición de un cáncer totalmente nuevo. Las preguntas más comunes incluyen:

  • ¿Se puede tratar, controlar o curar esto?
  • ¿Qué hice o no hice para que el cáncer regresara?
  • ¿Estoy dispuesto a recibir más tratamiento? ¿Puedo hacer esto?
  • ¿Tengo opciones de tratamiento?
  • ¿Puede mi familia manejarlo?
  • ¿El otro tratamiento fue una pérdida de tiempo?
  • ¿Qué hago ahora?

Es posible que se sienta temeroso, conmocionado, enojado, abrumado y como si estuvieras perdiendo el control. Acuda a quienes le brindaron apoyo durante su primera batalla contra el cáncer. No dude en buscar ayuda y apoyo: trabajadores sociales, terapeutas, grupos de apoyo (en persona y en línea). La familia, los amigos y los líderes religiosos / espirituales / el clero pueden ser grandes fuentes de apoyo durante una segunda batalla contra el cáncer. Tenga en cuenta que ya ha hecho esto antes. Sabe mucho más ahora de lo que sabía en el momento de su diagnóstico original. Utilice ese conocimiento para guiar sus decisiones de tratamiento y ayudarlo a poner en práctica el apoyo que necesita para superar esta batalla. la recurrencia o el segundo cáncer pueden significar cosas diferentes para diferentes personas; cada situación es única. Es posible que desee comenzar un tratamiento agresivo de inmediato. Quizás no esté seguro de querer someterse a más quimioterapia o cirugía. No hay una forma "correcta" de responder. Así como las decisiones iniciales del tratamiento son un equilibrio de pros y contras, también lo son estas decisiones.

Pídale a su médico tratante que le describa todas sus opciones y qué tratamiento recomienda y por qué. ¿Cómo afecta su tratamiento anterior a este tratamiento? Con la ayuda de su personal de apoyo, sopese los pros y los contras de sus opciones de tratamiento. Considere sus objetivos y cómo afectará cada tratamiento a ellos y a su calidad de vida. Es posible que desee considerar la posibilidad de consultar con otro médico para obtener una segunda opinión. Obtener una segunda opinión no significa que tenga que cambiar de médico; solo está recibiendo información desde otra perspectiva. Es posible que también desee investigar qué estudios clínicos hay disponibles para usted.

Si bien la cirugía, la quimioterapia o un ensayo clínico de un nuevo medicamento pueden ser la mejor opción para algunos, otros pueden sentir que no quieren seguir con tratamientos agresivos nuevamente. Y eso está bien. Puede que no sea una decisión que la familia y los amigos comprendan, pero es la decisión del paciente. Hable con su equipo sobre las opciones de cuidados paliativos y hospicio.

Recursos para obtener más información

A
B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
O
P
Q
R
S
T
U
V
W
X
Y
Z
#
A
B
C
E
F
G
H
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
 
 
Feedback?

Thank you for your feedback!