Noticias del Cancer
OncoLink Cancer News - HealthDay


Un estudio halla que extirpar el seno y los ovarios reduce sustancialmente las probabilidades, aunque la decisión puede ser difícil

Wednesday, September 1, 2010 (Last Updated: 09/02/2010)

MARTES, 31 de agosto (HealthDay News/HolaDoctor) -- Un estudio reciente sugiere que las mujeres que portan mutaciones genéticas que aumentan su riesgo de cánceres de mama y de ovario pueden vivir más tiempo y reducir el riesgo de cáncer si optan por la cirugía preventiva.

La cirugía en cuestión es drástica porque implica extirpar los senos o los ovarios antes de que surja cualquier señal de cáncer.

Sin embargo, "lo que nuestros hallazgos muestran es que las mujeres que eligen hacerse estas cirugías reducirán su riesgo de morir por cáncer de mama o de ovario entre 70 y 80 por ciento, algo bastante significativo", señaló el Dr. Timothy Rebbeck, autor del estudio y profesor de epidemiología de la Facultad de medicina de la Universidad de Pensilvania.

Los hallazgos aparecen en la edición del 1 de septiembre de la Journal of the American Medical Association.

Para el ensayo de 22 centros, uno de los más grandes de su tipo, se estudió a cerca de 2,500 mujeres que se halló que tenían mutaciones heredadas en los genes BRCA1 y BRCA2.

Las mujeres que portan estas mutaciones tienen un riesgo para toda la vida de cáncer de mama de entre 56 y 84 por ciento, de acuerdo con los investigadores, mientras que el riesgo de cáncer de ovario varía entre 36 y 63 por ciento para las que portan la mutación BRCA1 y de 10 a 27 por ciento para las que portan la mutación BRCA2. Por el contrario, el riesgo para toda la vida de cáncer de mama entre las mujeres generalmente es cercano a doce por ciento. Para el cáncer de ovario, es inferior al dos por ciento.

Cerca de la mitad de las mujeres del estudio se había sometido a mastectomías (cirugías par a extirpar los senos) o a salpingo-ooforectomías (cirugías para extirpar los ovarios y las trompas de Falopio) entre 1974 y 2008 con el fin de reducir de manera proactiva el riesgo de cáncer. A las mujeres se les dio seguimiento durante un promedio de 3.5 años.

Durante el período de seguimiento, no hubo eventos de cáncer de mama entre las mujeres que se sometieron a mastectomías, mientras que el siete por ciento de las mujeres del grupo que no se sometieron a cirugía no se les diagnosticó cáncer de mama.

Además, las mujeres a las que se extirparon los ovarios redujeron su riesgo de cáncer de mama y de ovario, y también vivieron más tiempo que las mujeres que no se sometieron a cirugía. Por ejemplo, los investigadores informan que, durante los seis años de seguimiento, no se observaron casos de cáncer de ovario entre las portadoras de la mutación BRCA2 que se sometieron a salpingo-ooforectomía, frente a tres por ciento de las portadoras que no se sometieron al procedimiento.

"Uno de los mensajes principales de nuestro estudio es que la salpingo-ooforectomía debería formar parte del plan de gestión de cualquier mujer que se detecte tenga estas mutaciones genéticas"; señaló Rebbeck. "Realmente no hay nada más que pueda reducir el riesgo de una mujer en esta medida".

"Estos hallazgos realmente recalcan la importancia de que las mujeres que tengan antecedentes familiares de cáncer de ovario o de mama precoces se sometan a pruebas genéticas", aseguró la Dr. Virginia Kaklamani, coautora de un editorial que acompañó el estudio. "Todo el tiempo veo mujeres que se hacen la prueba genética únicamente después de que se les diagnostica cáncer", señaló Kaklamani, director de investigación traslacional del cáncer de mama del Centro Oncológico Integral Robert H. Lurie de la Universidad Northwestern de Chicago.

Kaklamani agregó que espera que los hallazgos animen a más mujeres a preguntar a sus médicos de atención primaria si son candidatas para asesoría genética.

"Este es un estudio muy importante porque nos da más información para asesorar a las mujeres que están en riesgo", señaló el Dr. Daniel Silver, profesor asistente de medicina del Instituto Oncológico Dana Farber y de la Facultad de medicina de la Harvard. Silver agregó que las mujeres que se halle que portan alguna de estas mutaciones genéticas se enfrentan "a un conjunto muy complejo de consideraciones, por lo que entre más datos contundentes les proporcionemos, mejor".

Según Rebbeck, los médicos generalmente recomiendan que las mujeres que obtengan resultados positivos en pruebas de estos genes deben extirpar sus ovarios alrededor de los 35 años, aunque no tienen problema con postergarlo hasta los cuarenta si aún no han terminado de tener hijos. Agregó que la cirugía de hoy con frecuencia se hace de manera ambulatoria con el uso de laparoscopía, lo que limita la cicatrización y reduce el tiempo de recuperación de los pacientes.

Más información

Puede encontrar más información sobre los genes BRCA1 y BRCA2 en el Instituto Nacional del Cáncer de EE. UU..


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

© Derechos de autor 2010, HealthDay

English

I Wish You Knew

The benefits of quitting smoking - even after a cancer diagnosis

View More



Blogs and Web Chats

OncoLink Blogs give our readers a chance to react to and comment on key cancer news topics and provides a forum for OncoLink Experts and readers to share opinions and learn from each other.




OncoLink OncoPilot

Frente a un nuevo diagnóstico de cáncer o de cambiar el curso de su tratamiento actual? Deje que nuestro personal de enfermería cáncer que ayudan a pasar!

Más información