¿Qué es la angustia relacionada con el cáncer?

OncoLink Team
Ultima Vez Modificado: 21 de diciembre de 2016
  • Cualquier sentimiento, emoción o experiencia desagradable que afecte su calidad de vida y su capacidad para afrontar el diagnóstico y el tratamiento para el cáncer.
  • La angustia es un efecto secundario normal y previsto del diagnóstico, del tratamiento y de la supervivencia del cáncer.
  • La angustia incluye lo siguiente:
    • Problemas/desafíos prácticos (vivienda, seguro, transporte, incapacidad).
    • Problemas familiares (hablar con los hijos, fertilidad, sistemas de apoyo familiar).
    • Desafíos emocionales (depresión, temores, nerviosismo, tristeza, preocupación, pérdida de interés en las actividades habituales).
    • Inquietudes espirituales o religiosas.
    • Problemas físicos (aspecto, fatiga, dolor, comer, moverse, función sexual, dormir).

¿Por qué me preguntan sobre mi angustia relacionada con el cáncer?

  • El equipo de atención médica desea saber si usted siente angustia porque podemos ayudarle a manejarla y reducirla, y esta es una parte importante de su atención integral para el cáncer.
  • Reducir la angustia en los pacientes con cáncer es importante, ya que la angustia relacionada con el cáncer repercute en los resultados de los pacientes, la comunicación entre el paciente y el médico, el acceso temprano a referencias y servicios, y su capacidad para completar su plan de tratamiento del cáncer.
  • A partir de 2015, se exige que todos los centros oncológicos que estén acreditados por la Comisión para el Cáncer del Colegio Americano de Cirujanos examinen a todos los pacientes para detectar si experimentan angustia y ofrezcan una evaluación adicional, educación y apoyo, y los deriven a servicios.

¿Es normal sentir un cierto nivel de angustia relacionada con el cáncer?

  • Sí. El diagnóstico de cáncer y el tratamiento asociado son acontecimientos que cambian la vida. Es posible que, como consecuencia, repentinamente deba afrontar nuevos factores de estrés, como incapacidad para trabajar, hablar con sus hijos acerca del diagnóstico, temor y preocupación sobre el tratamiento y los cambios en su cuerpo, incluida la pérdida de cabello y cambios en el apetito.
  • Adaptarse a estos cambios es un desafío y puede producir sentimientos de incertidumbre y angustia.
  • La mayoría de las personas tienen una capacidad de resiliencia (para poder recuperarse frente al estrés) y así, pueden manejar su angustia a través de técnicas de cuidado personal.

¿Qué puedo hacer para ayudar a manejar mi angustia relacionada con el cáncer?

  • Reconocer que es normal sentir angustia, depresión, ansiedad, tristeza, preocupación, nerviosismo y cualquier otra emoción.
  • Comprometerse a cuidarse a sí mismo, tanto a nivel mental como físico.
    • Al igual que ANTES de que se le diagnosticara cáncer, es importante comer bien, descansar mucho y continuar haciendo ejercicio. ¡Esto no significa que deba entrenar para una maratón! Caminar, nadar, bailar o practicar yoga son excelentes maneras de hacer actividad física mientras atraviesa el tratamiento del cáncer.
    • El equipo de atención médica puede derivarle a un nutricionista o a un programa de rehabilitación del cáncer para ayudarle a mantener su salud durante el tratamiento.
  • Identifique las técnicas que utilizó para ayudar a manejar otros períodos de estrés y angustia en su vida y comience a utilizar ahora las técnicas en las que confía.
  • Pruebe algo nuevo, como Reiki, yoga, concientización, meditación, terapia artística o escribir un diario o blog, para ayudar a disminuir el estrés.
  • Únase a un grupo de apoyo. Hay muchos disponibles en su comunidad, pero también puede hacerlo telefónicamente y en línea. Su trabajador social puede ayudarle derivándolo a grupos de apoyo en su área.
  • Conéctese con alguien que organice apoyo de pares. Muchos programas, incluido Imerman Angels, Cancer Hope Network y el programa “First Connection” de la Sociedad de Lucha contra la Leucemia y el Linfoma, ofrecen programas de red entre pares que le conectan con otros sobrevivientes con su mismo diagnóstico y tratamiento. También ofrecen este servicio y apoyo a los cuidadores. Su trabajador social puede ayudarle derivándolo a estas organizaciones.

¿Qué hago si mi angustia relacionada con el cáncer aumenta o afecta mis habilidades funcionales o mi calidad de vida?

  • Hable con el equipo de atención médica sobre sus sentimientos, pensamientos y angustia relacionada con el cáncer. No podemos saber que está luchando si no nos lo informa.
    • No tenga miedo de pedir ayuda al equipo de atención médica, a familiares, amigos y otras personas que le brinden apoyo cuando lo necesite.
  • Pida que lo deriven a consejería o terapia. Un trabajador social o un coordinador puede ayudarle a identificar a los profesionales que están dentro de la red de proveedores de servicios de salud mental de su compañía de seguros, así como investigar qué beneficios de salud mental tiene.
  • Lleve un diario o registro de sus síntomas de angustia. Registre qué sucede, cuándo sucede y sus pensamientos y sentimientos durante esos momentos. Utilice este registro con el equipo de atención médica para ayudar a identificar desencadenantes y estrategias para aliviar la angustia.

Palabras clave

Haga clic en cualquiera de estos términos para más artículos relacionados

Frequently Asked Questions


A
B
C
D
E
F
G
H
I
J
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
X
Y
Z
#
 
A
B
C
E
F
G
H
K
L
M
N
O
P
R
S
T
U
V
 
 
Manténgase informado con las últimas informaciones de OncoLink!   Suscribirse a OncoLink eNews
Ver nuestros archivos de boletines